PRESENTACIÓN

La Obra Social es un centro donde los más pobres y abandonados de nuestra sociedad, pueden acudir para salir de su situación de pobreza y exclusión social. La característica que más la define, con relación a otras organizaciones o entidades similares, es la atención integral de la persona sin límites de tiempo, en un compromiso verdadero. Cada persona que llega a nuestro hogar se convierte en miembro de la familia; no es un número, ni una estadística, y si desea recuperarse, recibirá el apoyo necesario, sin importar el coste o la duración de esa ayuda, dentro de los lógicos límites de una institución benéfica con recursos limitados.

Es una asociación de ánimo no lucrativo con personalidad jurídica propia, declarada de utilidad pública, dedicada a la rehabilitación de personas abandonadas y marginadas. Los colectivos que atendemos, principalmente, son los que carecen de atención por parte de los recursos públicos y privados, los más abandonados: indomiciliados, alcohólicos, enfermos mentales, inadaptados sociales, personas sin hogar o en grave situación de precariedad económica, discapacitados de diverso grado, etc. La plantilla está formada por unas 80 personas, entre voluntarios y personal laboral.

La OSDAD posee un Centro Especial de Empleo dedicado a la fabricación de muebles y artículos de decoración. Es entidad colaboradora con Servicios Sociales con el nº 08/114, inscrita en el Registro Municipal de Entidades Ciudadanas con el nº 168. Fue declarada de Utilidad Pública por Orden Ministerial de 20 de marzo de 1997. Es independiente de ideologías políticas y no pertenece en exclusiva a ninguna confesión religiosa en particular. Se fundamenta en la solidaridad y en valores éticos y evangélicos. Sus responsables profesan la fe de la Iglesia Católica, pero se respeta plenamente la libertad de opciones y creencias de los trabajadores y voluntarios.